Cómo manejar en una zona escolar

No solo es peligroso conducir demasiado rápido en una zona escolar, tome nota

En todas y cada una de las carreteras, avenidas y calles fuera de las escuelas norteamericanas, es probable encontrar un letrero que diga, “ Zona Escolar ”, seguido por un límite de velocidad. A pesar de que a menudo difiere entre las ciudades, condados y estados, el límite de velocidad estándar en una zona escolar es de 15 millas por hora (24 kilómetros por hora).

Estos límites de velocidad especiales fueron creados para difundir una psicología de cuidado alrededor de las escuelas, ayudando a los conductores a reducir la velocidad y ser conscientes de que pueden ser peatones, especialmente los niños pequeños y niños adolescentes, en la zona.

No solo es peligroso conducir demasiado rápido en una zona escolar, pero las multas son por lo general son dobles en las áreas, por lo que también es extremadamente caro. No importa cuál sea la razón, simplemente tiene sentido reducir la velocidad cuando está manejando por una zona escolar.

Pasos

Observe la señalización. Una señal de carretera que implica que una escuela es por la carretera general, los preceptos de una zona escolar. Si sabe que una escuela está cerca, usted no tendrá que frenar a toda prisa y puede ralentizar de forma segura el límite de velocidad más bajo.

 Tenga cuidado con las bicicletas. Tenga cuidado no solo con los peatones, sino que también con las bicicletas. Mientras que algunos niños andan en bicicleta por la acera otros andarán por el lado derecho del camino. Siempre sea cauteloso con las bicicletas, y pase lentamente con suficiente espacio. Siempre esté atento a las bicicletas que cruzan la calle frente a usted.

Respete los omnibus escolares. Es ilegal sobre pasar a un ómnibus escolar en muchos estados. De cualquier manera, siempre sea cauteloso si escoge pasar un autobús escolar, y nunca pase uno que esté haciendo una parada. Si está delante o detrás del autobús cuando haga la parada, usted también deberá parar. Como conductor, usted nunca sabrá cuando puede llegar a cruzar un niño la calle para llegar o salir del autobús escolar. Francamente, no vale la pena arriesgar el peligro de la vida de un niño solo para llegar rápidamente a su destino.

Compruebe las luces parpadeantes. Muchas señales de zona escolar tendrán luces que parpadean al mismo tiempo que están en vigor. Esto es por el general de mucho antes de la jornada escolar para así después de la escuela sale a compensar a las actividades después de las clases. Algunas zonas de la escuela están en vigor las 24 horas del día y si la escuela está en sesión.

Enfoque la precaución. Al acercarse a una zona escolar, frene antes de pasar por la escuela. Nunca se sabe cuándo un niño no puede prestar atención y cruza la calle sin mirar.

Sea precavido. Manténgase fuera de su acelerador y mantenga su pierna derecha por encima de su pedal de freno en caso de que necesite hacer una parada repentina. Esto es muy probable en una zona escolar y después de toda la razón por la cual las zonas escolares reducen los limites de velocidad.

El Plan Estratégico de Movilidad, posiciona al Municipio de Querétaro a nivel de las ciudades más avanzadas del mundo, un plan que asume la lucha frontal contra el cambio climático y que toma en cuenta las necesidades reales de los ciudadanos; dentro de este plan se encuentran proyectos pioneros en materia de movilidad a nivel nacional, como la construcción de 100 kilómetros de ciclovías, diseñadas bajo los más altos estándares internacionales; son, entre otros proyectos, los planes estratégicos en los que se encuentra trabajando el alcalde Marcos Aguilar Vega.

En el municipio de Querétaro el número de automóviles que llegan a las escuelas es uno de los principales factores de los problemas de tráfico, por ello el desplazamiento diario de los 152 mil alumnos que asisten a las 510 escuelas primarias y secundarias de la ciudad, es sin duda uno de los más importantes retos en materia de movilidad.

Ante ello, el Programa de Movilidad Escolar es la respuesta, ya que se trata de un programa inteligente compuesto por siete líneas de acción clara, que incorpora los conceptos más actuales en materia de movilidad.

La estrategia de Movilidad Escolar esta ideada para fortalecer la seguridad y los tiempos que cada familia ocupa para llevar y traer a sus hijos de la escuela. Asimismo la Movilidad Escolar busca erradicar de manera gradual las problemáticas y riesgos de accidentes que surgen de manera cotidiana en las zonas escolares como con la dejada y recogida de alumnos: dobles filas, congestionamiento, malas prácticas de los conductores, etc.

Existe una población de  152 mil alumnos en las 510 escuelas primarias y secundarias del municipio, que incluyen las públicas y las privadas en el municipio.

La estrategia de Movilidad Escolar contempla: senderos peatonales, a la escuela en bici, auto compartido, circuitos de transporte escolar, infraestructura vial, brigadas de padres de familia, cultura de movilidad.

Con este programa además se busca mejorar las condiciones de funcionamiento de las vialidades de la zona de influencia para reducir el tránsito en las horas “pico” e impactar positivamente en el medio ambiente, y contempla una inversión de 20 millones de pesos destinados a la obtención de los recursos y materiales además del talento humano que forma parte del Programa.