La recuperación después de una infidelidad

Cómo confiar en mi pareja después de una infidelidad

La confianza debería ser uno de los valores indiscutibles de cualquier pareja saludable y puede estar presente aún después de una infidelidad. Sin embargo, hay circunstancias que pueden quebrantar este lazo y hacer cuesta arriba un nuevo acercamiento.

La infidelidad es una de ellas, y si bien puede provocar rupturas permanentes, hay escenarios más optimistas en los que los involucrados están dispuestos a encontrar una vía para recuperar la relación.

Las restricciones sociales, los hijos o la ilusión por mantener el proyecto de vida en común pueden ser motivos para quienes optan por dar una segunda oportunidad. Si es tu caso, seguramente te preguntarás: ¿cómo confiar en mi pareja después de una infidelidad? Te aportamos algunas claves para que tengas en cuenta al momento de retomar tu relación y los dos podáis pasar la página de la manera menos dolorosa y más enriquecedora posible.

1

Lo primero que deben enfrentar quienes han sido víctimas de una infidelidad son las opiniones del entorno cercano que está al tanto de la situación de la pareja. No muchas personas pueden ser inmunes a las críticas, los comentarios negativos y los consejos no solicitados de familiares y amigos que quieren “aportar” su opinión, y esto puede traducirse en desconfianza hacia el otro de manera automática, no solo porque ya existe un antecedente previo sino porque además el afectado está influenciado por su entorno.

Si es tu caso, debes saber que más allá de la posible ayuda que quieran darte, la decisión de confiar en tu pareja después de una infidelidad es algo que solo os compete a vosotros. Ya ha sido suficientemente dramático y doloroso afrontar la situación como para permitir que el círculo familiar y social más cercano quiera dar las directrices de tu relación. Está bien que quienes te aprecian quieran velar por tu bienestar, pero solo tú decides qué hacer con tus sentimientos y tu relación de pareja, así que enséñales a no inmiscuirse más de lo debido.

2

Para saber cómo manejar una infidelidad en pareja, debes tener presente que antes de poder depositar tu confianza en el otro nuevamente, tienes que haber trabajado en ti. De nada sirve pretender hacer borrón y cuenta nueva si internamente no has superado lo sucedido, porque lo único que lograrás será sentirte abrumada ante la posibilidad de que el otro te falle de nuevo.

Una infidelidad puede haber sido causada por muchos motivos, pero generalmente expresa algún nivel de desgaste en la relación. Si no se trabaja en esa falla de forma individual y en pareja no será posible restaurar la autoestima ni la confianza en el otro.

3

Mucho se habla sobre el papel vital de una buena comunicación en la pareja, pero no todo el mundo está dispuesto a ponerlo en práctica. Una comunicación honesta, clara y precisa en la que cada uno pueda expresar libre y abiertamente sus sentimientos, deseos y expectativas puede ser el primer paso para volver a confiar en la pareja después de una infidelidad.

Eso sí, comunicar no significa sacar el tema a colación una y otra vez, porque se supone que si elegiste continuar con tu pareja después de un desengaño es porque has decidido dejar el pasado atrás. Usa la comunicación para construir puentes entre vosotros dos, no para desgastar la relación con reclamos.

4

Descubrir una infidelidad implica un proceso de duelo que es completamente normal. El perdón es la conclusión sana de ese proceso, y eso no necesariamente significa retomar la relación, sino entender las causas que llevaron al otro a cometer un error y estar dispuesto a seguir adelante.

Si decidiste continuar el camino junto a tu pareja, es importante estar claros en que el perdón no puede ser a medias, y eso implica superar el deseo de venganza y estar dispuestos mirar hacia adelante con optimismo.

5

La ayuda terapéutica que ambos puedan recibir en esta circunstancia será muy útil, así que si está en sus manos no duden en utilizar este recurso para superar el bache. Confiar en la pareja después de una infidelidad es un proceso de reconstrucción que requiere tiempo y constancia, puesto que no es sencillo reconquistar a la pareja después de una crisis.

No es abrumador solo para quien fue engañado, sino también para el infiel que ahora debe lidiar con el peso de su error, así que no está demás disponer de herramientas que ayuden a ambos a entender las causas y las consecuencias de lo sucedido, así como de estrategias para retomar la relación desde el amor, el perdón y el optimismo.

6

No hay una sola estrategia para aprender a cómo confiar en la pareja después de una infidelidad. Lo que sí es seguro es que requiere del genuino deseo de ambos de convertir esta crisis en una oportunidad para reconstruir lazos más fuertes y duraderos.

Delgado Isabel