Develan secretos genéticos de la materia gris

Develan secretos genéticos de la materia gris

La Universidad de Carolina del Norte, en Estados Unidos, anunció que se había producido «el primer mapa genético de la materia gris en el que se identificaron más de 300 variantes genéticas que influyen en la estructura cortical» y en algunos trastornos psiquiátricos y neurológicos.

Más de 360 científicos de varios países contribuyeron en el estudio de «una parte muy importante del cerebro».

La corteza es la capa de materia gris que cubre el cerebro y que es clave en el pensamiento, el procesamiento de información, la memoria y la atención.

Uno de los coautores de la investigación, Jason Stein, profesor del departamento de Genética y Neurociencia, le explicó a BBC Mundo que el estudio permitió identificar cómo las diferencias en la genética de las personas afectan la estructura de sus cerebros.

«Nos centramos específicamente en la corteza, que, en comparación con otros primates, en los seres humanos se expande notablemente. Se cree que esa prolongación nos hace tener mejores desarrollos cognitivos y comportamientos sociales. Así que se trata de una parte muy importante del cerebro», indicó el doctor.

Para medir la estructura cerebral, los investigadores analizaron las resonancias magnéticas de los cerebros de 50.000 personas y se concentraron en el tamaño de su superficie y su grosor.

Además, se tomaron muestras de ADN de los participantes para analizar las diferencias genéticas entre ellos.

Antes de nacer

Una secuencia de ADN es una sucesión de letras que representan la estructura primaria de una molécula.

De acuerdo con Stein, variantes genéticas influyen en las células progenitoras antes del nacimiento y su impacto se ve en nuestra estructura cerebral de adultos. Imagen de un feto en el vientre.
«Identificamos cientos de lugares donde variaciones en las letras del genoma tienen un impacto en la estructura cortical, en el tamaño y grosor de la corteza», indicó el doctor.

«Curiosamente, estas diferencias en las letras se encontraron en lugares del genoma que son activos durante el desarrollo temprano del cerebro, antes del nacimiento, en un tipo de célula llamada célula progenitora neuronal».

«Estas células producen casi todas las neuronas en la corteza, pero solo están presentes antes del nacimiento. Lo que esto significa es que las variantes genéticas influyen en las células progenitoras antes del nacimiento para provocar cambios en la cantidad de células producidas y el tamaño del cerebro después del nacimiento».

«Creo que esto es realmente interesante porque significa que la genética puede cambiar nuestra estructura cerebral adulta al influir en el comportamiento celular antes del nacimiento».

Más de 360 investigadores

Los hallazgos de Stein y su equipo son importantes porque pueden ser usados en diferentes campos de la neurociencia y pueden ayudar a determinar, por ejemplo, qué variantes genéticas afectan la estructura del cerebro y lo hacen más susceptible a desarrollar cierto tipo de trastorno como la esquizofrenia, el desorden bipolar o la depresión.

Cómo se pueden donar pedazos de cerebro a la ciencia antes de morir

El experto aclara que no es la primera vez que se trata de identificar las variantes genéticas que afectan la estructura cerebral. Pero, «sí es el análisis más grande y más completo del impacto de las variantes genéticas en la estructura cortical producido hasta la fecha».

Esta investigación se realizó gracias al trabajo de más de 360 científicos de varios centros de investigación del mundo.

BBC Mundo tecnología Margarita Rodríguez BBC News Mundo