5 grandes sorpresas que dejó el fin de semana de Tokio 2020

Desde la gimnasia al básquet, de la natación al tenis, Tokyo 2020 comenzó a asombrar con triunfos inesperados y derrotas llamativas de sus competidores.

Los Juegos Olímpicos están hechos de hazañas o fracasos, atletas desconocidos que saborean la gloria o estrellas que muerden el polvo, y Tokyo 2020 ya tiene grandes sorpresas en ambos sentidos.

Desde la gimnasia al baloncesto, desde la natación al tenis, el primer fin de semana de competencias en Japón estuvo cargado de asombro.

Banner Cheese Up 2021

A continuación, la crónica breve de cinco de esos momentos:

1. Una matemática gana en ciclismo

El oro de Anna Kiesenhofer en la carrera de ruta este domingo fue sorpresivo hasta para ella: «No puedo creerlo«, dijo esta matemática austríaca tras cruzar la meta en su bicicleta y llorar de emoción, tendida en el asfalto.

El gran chasco se lo llevó Annemiek van Vleuten, del fuerte equipo de Holanda, quien tan convencida estaba de su triunfo que al pasar la línea final levantó sus brazos en señal de victoria… sin saber que en realidad era segunda.

También la ciclista británica Lizzie Deignan pensaba que el oro era de la holandesa: «La mejor ganó hoy la carrera, Annemiek era claramente la más fuerte«, dijo a la BBC.

La clave para Kiesenhofer, de 30 años, fue salir al frente de la desde el comienzo y sacar en su fuga una distancia suficiente como para volverse invisible para las demás competidoras, que nunca parecieron enterarse de su delantera.

Sin ser parte de un equipo profesional y apenas en su debut en los Juegos Olímpicos, Kiesenhofer obtuvo así la primera medalla en ciclismo para Austria en 125 años.

2. El tunecino que nadó más rápido

¿Cuántos habían escuchado hablar de Ahmed Hafnaoui antes del fin de semana?

Con apenas 18 años, este tunecino pasó de ser un virtual desconocido para el mundo a dar otra de las grandes sorpresas del domingo en los 400 metros de nado libre.

Ahmed Hafnaoui
Ahmed Hafnaoui no partía como favorito en la prueba de 400 metros estilo libre, pero sorprendió a todos.

Con tres minutos 43,36 segundos, Hafnaoui finalizó delante de los favoritos de Australia y EE.UU. para el asombro hasta de él mismo, que subió al podio emocionado.

«No puedo creerlo. Es un sueño y se ha hecho realidad. Fue genial, fue mi mejor carrera«, dijo.

Apenas un par de años atrás había dicho que su objetivo era alcanzar el oro recién en los Juegos Olímpicos de 2024 en París.

Tamara Gil, enviada especial de BBC Mundo a Tokio, reportó que una pregunta se repetía entre periodistas y espectadores en el centro acuático tras la carrera era: «Pero, ¿Quién es?».

3. Primera derrota de EE.UU. desde 2004

La caída de la selección masculina de básquet de Estados Unidos ante Francia este domingo ha sido ruidosa.

El Team USA venía de obtener el oro en los últimos tres Juegos Olímpicos, con una racha de 25 partidos consecutivos ganados y sin una derrota desde las semifinales de Atenas 2004 ante Argentina.

Pero en el debut de estos juegos Francia se impuso 83-76 al equipo dirigido por Gregg Popovich y liderado en cancha por Kevin Durant.

fin de semana
Kevin Durant es la máxima estrella del equipo de EE.UU. que sufrió su primera derrota olímpica en 17 años.

La clave del resultado estuvo en el tercer cuarto, cuando los europeos superaron por 14 puntos a los norteamericanos, que nunca lograron un juego convincente como equipo.

También fue decisivo el desempeño del francés Evan Fournier, con 28 puntos.

Si bien EE.UU. siempre es favorito en básquet, su preparación para estos juegos ya había dejado dudas al perder frente a Nigeria y Australia.

A esta cita olímpica faltan estrellas de la NBA como LeBron James, Stephen Curry o James Harden, pero Popovich cuenta con talentos como Adebayo, Tatum o Lillard además de Durant para intentar reponerse el miércoles ante Irán.

4. La caída de una estrella japonesa

La mano derecha de Kohei Uchimura se soltó repentinamente de barra fija tras una maniobra extraordinaria y el japonés considerado por muchos el mejor gimnasta masculino de todos los tiempo cayó a la colchoneta de forma inesperada.

Uchimura, que había logrado el oro en los juegos de Londres 2012 y Río 2016, perdió así su esperanza de repetir la gloria o tan solo subir al podio olímpico en su país, al quedar el sábado fuera de las finales.

«En los últimos tres Juegos Olímpicos había podido igualar el nivel de rendimiento que alcancé entrenando, pero no esta vez«, dijo el atleta de 32 años.

fin de semana
La caída de Kohei Uchimura fue otra gran sorpresa en Tokio.

«Creo que he alcanzado mi punto máximo. Incluso ser seleccionado para el equipo japonés fue bastante difícil esta vez«, declaró.

Si bien había dicho que se retiraría después de estos juegos, dejó la puerta abierta para continuar tras esta caída.

«Puede que no sea mi última competencia«, dijo Uchimura, cuyo país prevé albergar el campeonato mundial de gimnasia artística y rítmica en octubre.

«Déjame pensarlo«, pidió.

5. La eliminación de la número uno en tenis

Ashleigh Barty llegaba a Tokio como favorita, siendo la número uno del mundo en tenis femenino y ganadora de Wimbledon apenas dos semanas atrás.

Pero la australiana tuvo una rápida eliminación en primera ronda frente a la española Sara Sorribes, la número 48 del ranking que le ganó 6-4 y 6-3 el domingo.

«Todavía tengo la piel de gallina«, dijo Sorribes, de 24 años. «Esto es alucinante«.

La derrota de Barty bajo el fuerte sol de Japón es vista como una nueva señal de que el tenis femenino actual puede ser más parejo de lo que se prevé y cualquiera puede ser eliminada, algo que ella misma había anticipado en alguna oportunidad.

 

Por: BBC News Mundo