Informe de AMLO plagado de propaganda política

En dos años séptimo informe de AMLO plagado de propaganda política, Tras La Verdad, Por Héctor Parra Rodríguez.

Este día, Andrés Manuel López dio cuenta del “cumplimiento” de sus 100 compromisos. Por lo tanto, podríamos pensar que ya se puede ir yendo y dejar la Presidencia de la República. Eso informó a los miembros de su gabinete legal y ampliado, además a uno que otro millonario invitado al “informe”, informal. Los datos que dio a sus allegados, estuvieron imbuidos en un ambiente político, totalmente ajenos a la legalidad y a la realidad.

Este día, uno de diciembre, López dijo a sus consentidos, haber cumplido con todos sus compromisos. Sin embargo, habría que recordarle al Presidente, dos de sus compromisos incumplidos, a los cuales puso como fecha para su cumplimiento este día ¿Cuáles fueron esos compromisos? La inseguridad pública, esta aumentó en lugar de disminuir, no han bajado los índices delictivos; el segundo compromiso incumplido, la prestación de los servicios públicos de salud. Prometió serían homologados a los del primer mundo. En ambos casos, no solo no solucionó los dos compromisos, a los que él mismo puso fecha el uno de diciembre. Mas bien ha complicado los problemas que ya existían, los agravó.

Lo advertimos en la Columna de ayer, López daría información falsa. Aquí parte de ella. En lo relativo a las medidas económicas, ya no recordó su “anillo al dedo”; más bien, como causa de un serio problema argumentó que, para soportar los embates del Covid-19, no fue necesario aplicar las políticas neoliberales de contratación de deuda, sino que la austeridad republicana y la recaudación eficiente permitió que las arcas del erario nacional no sufrieron afectaciones negativas ¿En serio? No mencionó que, literalmente se comió el Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios. Los ahorros de los gobiernos neoliberales generados desde el año 2000, permitieron dejarle a López un fondo económico de 297 mil, 770 millones de pesos. Dinero que empleó desde el año pasado para soportar su déficit presupuestario y regalar a Pemex, más de 20 mil millones de pesos, se fueron a fondo perdido. Además, las deudas cuyo vencimiento se le vino encima, ha diferido los pagos a plazos hasta de 40 años. Este año “engulló” el dinero de los Fideicomisos, que para el 2018, se decía que eran 835 mil millones de pesos; para este 2020, se informó que serían 300 mil millones dinero de los Fideicomisos. Sin embargo, una vez que aprobaron la extinción, los legisladores afirmaron que el Ejecutivo se quedaría con 68 mil millones de pesos.

Ante el vacío de sus comentarios, de paso abordó el tema de las remesas, como si de un logro de su gobierno se tratase; dijo que se llegó a la suma de 40,000 millones de dólares. Lo que beneficiará a 10 millones de familias de escasos recursos. Y no le faltó el cinismo al comentar el envío de las remesas como una “muestra de heroísmo” y “milagro social”.

Refirió que en lo que va de su gestión se han recuperado empleos, “pues del millón 117,584 empleos formales perdidos, ya se recuperaron 555,600” ¿Gracias a su gobierno? Por supuesto que no, él no ha dado un solo peso de apoyo a pequeños y medianos empresarios, por sí solos han logrado salir adelante. Y de los más de 11 millones de empleos informales perdidos, nada refirió. Luego las promesas incumplidas, estimó que para marzo del 2021, se lograrán recuperar 20 millones, 613 mil, 536 puestos de trabajo que tenía registrado el IMSS antes de la pandemia ¿Así sin más se pierden y recuperan los empleos? No hay política de su gobierno de apoyo al fomento del empleo. Aunque para López, los “jóvenes construyendo el futuro” que reciben beca, los considera como empleos. El cinismo del Presidente no tiene límites.

La descarada presunción. Referente a sus mega obras y el rescate de Pemex y CFE, aseguró que continuarán a pesar de la llegada del COVID-19. Y cómo no, si ha sangrado el presupuesto por todos lados para cumplir sus caprichos, sin importar que el deteriorado sector salud, provocado por su política de “austeridad republicana”, lleve más de 105 mil fallecidos (los oficiales) a causa de la pandemia. Las contradicciones del Presidente. No hay infinidad de medicamentos, como los oncológicos que fueron “robados” misteriosamente, médicos y enfermeras tuvieron que comprar sus insumos médicos y así la escases en el sector que no reconoce López, continúa causando estragos; primero sus mega obras, después la salud de los mexicanos.

Ante la ínfima información, una vez más se fue al futuro. López estimó que para el año 2023, México dejará de importar gasolinas, “porque lograremos la autosuficiencia con la entrada en operación de la nueva refinería de Dos Bocas y la modernización de las seis refinerías existentes”. Lo que tampoco dijo, que Pemex sigue en caída libre, no es capaz de extraer los miles de barriles que prometió, más bien ha decaído la explotación ¿De dónde la autosuficiencia? Otra mentira, como su por su voluntad s abaratara el combustible. Dijo que: “la gasolina ahora es más barata que cuando empezamos a gobernar”. Los precios se rigen por una regla matemática, más los precios internacionales del petróleo, lo que de ninguna manera compete a su gobierno.

No podía faltar la “mención honorífica” de sus programas sociales para los más pobres y marginados como: Sembrando Vida, Jóvenes Construyendo el Futuro, Pensión Universal para Adultos Mayores, Pensión para niñas y niños con discapacidad, becas para estudiantes de familias pobres y atención médica universal gratuita. La clientela política de López, para las elecciones del 2021. Refirió que en materia de educación superior se están construyendo o ya se terminaron de construir 140 universidades públicas. Las universidades “patito”. Agregaría sobre los obsequios, que se aumentaron en 7,200 las becas de posgrado e investigación, para llegar a un total de 123,000 y se amplió al doble el número de médicos que cursarán una especialidad en México o en el extranjero ¿Verdades a medias, verdades no comprobables o viles mentiras de Amlo?

Seguiría con las mentiras que no puede demostrar como verdades. Señaló que, gracias a su “austeridad republicana”, respecto a compras y contratos federales, se ha ahorrado un billón 300,000 mil millones de pesos ¿Si ha ahorrado tanto, por qué consumió el Fondo de Estabilización? Con ese billón 300 mil millones hubiera hecho mucho más o ¿Acaso se lo embolsan los de la 4T? Y todavía se embolsó el dinero de los fideicomisos, según él, el dinero “se manejaban en la opacidad” ¡Ya no habrá opacidad!, no, el dinero simplemente desapareció, por eso no habrá opacidad. Otra farsa de López Obrador a las que nos tiene acostumbrados.

informe

Tras La Verdad / Por: Héctor Parra Rodríguez

Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión del Portal que lo replica y pueden o no, coincidir con las de los miembros del equipo de trabajo de Okey Qro., quienes compartimos la libertad de expresión y la diversidad de opiniones compartiendo líneas de expertos profesionistas.