Margarito Aguilar, dejó un gran legado de tradición

 

El pasado 8 de marzo por la tarde, fallece Margarito Aguilar, promotor de la tradición de la danza conchera, y quien encabezaba la Fiesta en honor a la Santa Cruz de los Milagros de Querétaro.

Don Margarito Aguilar Hernández, nació en Santiago de Querétaro en 1943. Capitán General de la Mesa Central Chichimeca de Querétaro, fue reconocido en vida por conservar y preservar la tradición de los Concheros.

Don Margarito Aguilar Hernández, fue Capitán General de la Mesa Central Chichimeca de Querétaro,  homenajeado en diciembre del 2019, por conservar y preservar la tradición de los Concheros en la magna fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz, reafirmando con ahínco dicha tradición heredada de sus antepasados, celebración que se realiza en el Cerro del Sangremal, en la ciudad de Querétaro desde hace casi 400 años.

Don Margarito Aguilar resumía su compromiso con la danza enunciando categóricamente “Mi vida gira alrededor de la danza; esa era su filosofía de vida.

No entiendo la vida sin la danza. Viví y crecí dentro de la organización que año con año se ponía en operación para ser parte de la fiesta grande de la Santa Cruz en la ciudad de Querétaro, por ello hoy día y durante todo el año mis jornadas transcurren trabajando, conviviendo con mi familia, participando en ensayos y presentaciones y ahorrando para la fiesta de La Santa Cruz de los Milagros” así se refería, lleno de orgullo.

 

Banner 1459 x 170

 

El maestro Margarito Aguilar se ostentaba como “Conchero” porque al igual que los que participan en este evento cultural se denominan así porque entre los instrumentos con los que se ejecutan las danzas y los cantos se utiliza una guitarra cuyo cuerpo es una concha de armadillo.

“Ser un danzante es algo pre-destinado, para entenderlo es necesario nacer en el seno de la danza, en donde todo gira en torno a ella».

Uno crece y se desarrolla en este ambiente, con esto no quiero decir que no se puedan integrar otras personas que así lo deseen” (Margarito Aguilar Hernández)

El estado de Querétaro es reconocido como sede de la zona central de las danzas de concheros del Templo de La Cruz. Lo más impresionante es la procesión de los concheros: ataviados con la indumentaria guerrera, cientos de danzantes de diferentes regiones del país recorren la avenida de Los Arcos hasta el Cerro del Sangremal y llevan a cabo el baile ritual que se remonta a sus orígenes chichimecas.

La fiesta de los Concheros nos otorga identidad como queretanos, pero también como mexicanos, dado que hoy día la danza se ejecuta, enseña y difunde en otros Estados de la república como Guanajuato, Michoacán,
Tlaxcala, Estado de México, entre otros. Es una expresión popular más allá de lo dancístico, dado que está inmersa en una idiosincrasia que combina el pasado con el presente incluyendo formas de ser y de hacer que enorgullece a las y los miembros de una “Mesa” o agrupación de concheros con organización militar y reglas que establece una capitanía general.

En este texto encontraremos información acerca de las etapas que se viven en la fiesta de la Santa Cruz y concretamente en la preparación de la danza.

Según palabras que nos dejó en vida Don Margarito Aguilar, la fiesta de los concheros se lleva a cabo durante todo el año, ejecutando la danza en diferentes festividades dedicadas a los santos que se veneran en diversas parroquias, pero la principal es la de los días 12 al 15 de Septiembre con motivo de la Santa Cruz de los Milagros, empezando con la velación el día 12 por la noche, donde se realizan ofrendas, cantos y rezos para enaltecer a la Santa Cruz, a la virgen de Guadalupe y otros santos y santas de la devoción de la familia que organiza la velación.

Durante meses, cientos de personas –concheros- se preparan de salto en salto para bailar toda la noche del 12 de septiembre en una de las fiestas más importantes de la devoción a la Santa Cruz. La Velación, como se le conoce a estas danzas, juntos con otras peregrinaciones y ofrendas conforman una fiesta única. Súmate a las danzas y celebra estas interesantes tradiciones mestizas.

Los concheros engalanados con su mejor indumentaria guerrera, recorren la avenida de Los Arcos hasta el Cerro del Sangremal, donde entre otras cosas, llevan a cabo un baile ritual que nos remonta a sus orígenes chichimecas.

La fiesta comienza en el Templo de La Cruz la noche del 12 de septiembre con La Velación, nombre con el que se le conoce a las danzas efectuadas por los concheros, además de celebrar misas en conmemoración del descubrimiento de la Santa Cruz en el año 320.

A partir de entonces, podrás disfrutar de la verbena que comienza a vender deliciosos antojitos en la plaza del templo.

Continuamos con el festejo el día 13 de septiembre, por la mañana se cierran las calles de la ciudad permitiendo que los danzantes concheros ahí reunidos puedan llevar a cabo sus ya tradicionales bailables, mientras danzan llenarán de música y colores la ciudad con su recorrido que pasa por el imponente Acueducto, subiendo después al Cerro de Sangremal para finalmente llegar al Templo de la Cruz.

El día 14, es la culminación de esta importante festividad, la danza y la comida deleitarán nuestros sentidos.

Finalmente, el 15 de septiembre los concheros finalizan su danza ancestral para seguir con la penitencia que terminará con la gran misa de la Santa Cruz.

Además de celebrar un aniversario más de nuestra Independencia, dando el grito en Plaza de Armas y disfrutando de la tradicional verbena que se realiza cada 16 de septiembre en el Jardín Zenea.

Agencias, BA UAQ foto archivos