Morena anuncia reforma al INE tras elecciones

 

Diputados de Morena anunciaron reforma electoral al INE tras elecciones

Ignacio Mier, líder de Morena en San Lázaro, aseguró que su bancada avanzará una reforma integral para combatir los “excesos y abusos” de dos consejeros electorales, en referencia a Lorenzo Córdova y Ciro Murayama.

En las elecciones intermedias Morena pondrá en juego su mayoría legislativa de San Lázaro 

Los diputados de Morena, el partido de la mayoría en San Lázaro, anunciaron este lunes que, cuando pasen las elecciones intermedias del próximo 6 de junio, la bancada impulsará una reforma electoral para “evitar excesos y abusos” de consejeros del INE (Instituto Nacional Electoral).

Ignacio Mier, coordinador de los morenistas en la Cámara de Diputados, señaló que “a todas luces algunos consejeros del INE han caído en la tentación de invadir las funciones del Poder Legislativo”, en referencia a Lorenzo Córdova, el consejero presidente, y a Ciro Murayama, otro de los consejeros del instituto..

“Claramente hay dos consejeros del INE que interpretan las leyes a su modo y a favor de sus amistades políticas. Insisto, hay una miopía y un uso faccioso para detener desde este instituto el avance de Morena”, manifestó Mier.

Por tal motivo, el líder morenista señaló que estarán atentos a la propuesta de reforma electoral que envíe el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, al Congreso de la Unión. No obstante, avanzarán al interior del Grupo Parlamentario en una reforma integral.

Mier adelantó que Morena aprobará de forma integral la propuesta de reforma electoral que envíe en su momento AMLO

El coordinador de Morena en la Cámara de Diputados recordó que tan sólo el INE y el propio Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación son órganos “sumamente costosos”, incluso mucho más que en el mundo, y “no favorecen a la democracia”. “Actúan por consigna”, aseveró Mier.

Agregó que actualmente la Ley Electoral está muy “desbalanceada y desproporcional”, además, lejos de inhibir los delitos electorales y las faltas, las incentiva. “Hay muchos subterfugios que son aprovechados por los partidos que hicieron esta reforma, se saben el camino para violar la ley sin que sean castigados”, lamentó.

Puso como ejemplo la entrega de tarjetas como promesa de campaña, donde de nueva cuenta algunos consejeros del INE ahora intentan defender a los candidatos de “sus partidos”, es decir, de la oposición, allegados que se encuentran bajo investigación por parte de la Fiscalía General de la República, por ser un delito electoral.

Dijo que si fuera por el INE, no se actuaría jamás para detener estas prácticas. “Una vez más demuestran que interpretan las leyes a su modo y carecen de legitimidad para velar por la democracia. Es una vergüenza que la autoridad electoral se preste a esas prácticas de clientelismo que toman a la gente como botín electoral, jugando con su necesidad”, concluyó.

Las declaraciones de Mier se suman a las de Morena como partido y a las que han expresado también el presidente López Obrador y el líder de los senadores morenistas, Ricardo Monreal, todos ellos anticipando una reforma electoral tras las elecciones intermedias en México y cuestionando fuertemente a las autoridades electorales, a las que ven como una parte más de la oposición.

El próximo 6 de junio, en México se elegirán 15 gubernaturas y unos 21,000 puestos locales, pero además habrán de renovarse los 500 escaños de la Cámara de Diputados, ahora mismo bajo control absoluto de Morena.

Sin embargo, las encuestas marcan una elección cada vez más reñida en San Lázaro. Algunas incluso indican que Morena necesitaría de sus aliados, el Partido Verde, el PT (Partido del Trabajo) y otros menores para mantener la mayoría en la Cámara de Diputados, con una oposición que crece de la mano sobre todo del PRI (Partido Revolucionario Institucional).

Ante esta situación, Monreal y otros líderes morenistas han advertido que, por “estrategia”, avanzarían la reforma electoral antes de una eventual derrota en las urnas y que la nueva conformación en San Lázaro tome posesión el 1 de septiembre, lo cual ha desatado fuertes críticas.

(Foto: Fernando Carranza/ Cuartoscuro)