Recomendaciones saludables durante la menopausia y el climaterio

En la menopausia y el climaterio se recomienda adquirir o reforzar hábitos de vida saludable

La Secretaría de Salud del estado de Querétaro conmemora el Día Mundial de la Menopausia y del Climaterio, cuyo objetivo es crear conciencia sobre la importancia de evaluar la salud y prevenir enfermedades en las mujeres, en esta fase de su vida adulta.

Debido al incremento de la esperanza de vida, las mujeres alcanzarán una edad muy avanzada y la calidad de su salud podrá verse afectada por las enfermedades y los problemas asociados a la pérdida de estrógenos.

La menopausia se define como un evento fisiológico que se presenta en todas las mujeres y se establece a partir del último período menstrual, el cual se identifica después de pasar 12 meses sin regla (amenorrea). La edad de la menopausia puede variar entre poblaciones, debido a los hábitos alimentarios, formas de vida, así como a factores genéticos o biológicos.

En esta etapa, derivado del bajo nivel de estrógenos existe un conjunto de síntomas, conocidos dentro de la literatura biomédica, como síndrome climatérico. En algunas mujeres se manifiestan determinados síntomas, sin embargo, estos no se relacionan de manera exclusiva con la menopausia, debido a causas multifactoriales, tales como el propio proceso de envejecimiento o diferencias culturales.

La palabra menopausia se refiere a una fecha en concreto: la última vez que la mujer tuvo su menstruación. El climaterio, en cambio, se relaciona con los cambios que experimenta la mujer antes, durante y después de la menopausia.

Médicamente se reconocen tres síntomas principales de la menopausia, derivados de la baja producción de estrógenos: bochornos, vaginitis atrófica y osteoporosis.

Manifestaciones como el cansancio, el insomnio, el dolor muscular, la depresión, la irritabilidad, la incontinencia urinaria, la disminución de la libido y la atrofia de la mucosa vaginal, siguen presentándose en la experiencia de muchas mujeres en esta etapa.

Dados los cambios fisiológicos que se presentan en esta etapa y la predisposición al desarrollo o agudización de enfermedades como son la osteoporosis, hipertensión, cardiopatías, síndrome metabólico, obesidad, etc., se debe dar seguimiento puntual a las necesidades de cada mujer durante este periodo de vida.

Se recomienda también adquirir o reforzar los buenos hábitos de vida, como son: evitar fumar, realizar ejercicio de forma regular, alimentarse sanamente y consumir agua natural. Es preciso recordar que la edad, los hábitos de vida y la nutrición son factores de riesgos para estas patologías, así que los cambios hormonales son tan solo un factor de riesgo más.

En caso que los cambios fisiológicos que se generen durante el climaterio comprometan el bienestar de la paciente, se requiere de un tratamiento que puede o no incluir terapia hormonal, pero en especial, se buscará modificar aquellos factores como la obesidad o el sobrepeso, el sedentarismo, etc.

En Servicios de Salud del Estado de Querétaro (SESEQ), en los centros de salud se brinda atención de la sintomatología de la menopausia y climaterio; y en aquellos casos en los que se identifica el riesgo de desarrollar, o que ya estén establecidas patologías agregadas, se otorga tratamiento personalizado.

De enero a julio de este año se otorgaron 844 consultas de primera vez, a mujeres que se encuentran en la menopausia; y 3 mil 198 consultas subsecuentes.

Asimismo, en el Hospital de Especialidades del Niño y la Mujer se cuenta con una herramienta que refuerza esta atención, la Densitometría ósea.

Algunas recomendaciones para disminuir la sintomatología durante el climaterio, son:

Acudir a consulta de forma anual
Dejar de fumar
Disminuir el consumo de alcohol
Moderar el consumo de café y té
Consumir alimentos con alto contenido de calcio
Realizar ejercicio
Disminuir el consumo de carnes rojas
Disminuir el consumo de azúcar, sal y grasas.