Se rehúsa a ir de viaje y sus padres se llevan el módem

 

Chico se rehúsa a ir a viaje aburrido, así que sus padres se llevan su módem en su lugar.

Madre y Padre Langan no iban a arruinar su aventura solamente porque sus hijos pudieran pasar tiempo en Internet. ¿El castigo perfecto? Se llevarían el módem de la casa a sus vacaciones!

Si creciste durante la era de Internet, probablemente sepas lo difícil que es estar lejos del mundo on line. Esto lo sé muy bien. Cuando niña, si estaba en casa, podías encontrarme en el estudio jugando al Retorno al Castillo de Wolfenstein mientras escuchaba éxitos de finales de los ’90 o principios del 2000 como “All the Small Things”, “Dirty Little Secret” y “I’m Blue (Da Be Bee)” en YouTube. Mi mamá hacía todo lo posible para arrancarme de esa maldita computadora. ¡Mis padres crearon un monstruo digital!

Los padres australianos Chris y Cassie Langan también tienen monstruos digitales propios… tres, para ser exactos. Cuando los padres poco tiempo atrás anunciaron a sus tres hijos que se irían de viaje a una playa adorable como familia, se quedaron impactados cuando fueron recibidos con gemidos y quejidos. ¡¿Qué chico no desea ir a la playa?! Quizás sus pequeños deseaban quedarse en casa y navegar la buena y vieja Web en su lugar.

Pero Madre y Padre Langan no iban a arruinar su aventura solamente porque sus hijos pudieran pasar tiempo en Internet. ¿El castigo perfecto? Se llevarían el módem de la casa a sus vacaciones! Los padres describen a este adorable dispositivo tecnológico como “el miembro de la familia más trabajador”. Si alguien necesitaba más unas vacaciones, era el módem.

Entonces, partieron Cassie, Chris, el módem y uno de los hijos de los Langan, que en realidad sí quería ir de vacaciones. Mientras tanto, los otros dos hijos “desagradecidos” se quedaron en casa.

Los otros dos chicos no sólo no disfrutaron un viaje soleado junto al mar, sino que los padres decidieron tomar fotos del módem pasándoselo en grande.

Primero, los padres tomaron una foto del módem de la familia tomando el sol en la arena tibia con las olas azul profundo en el fondo. ¡Mira lo que esos chicos se están perdiendo!

Luego a la familia le dio hambre, así que fueron a buscar algo de comer. Incluso el modem recibió un sándwich y una gaseosa para disfrutar. (¿Ya están celosos, chicos?).

módem
Una de las partes favoritas para mí del viaje fue cuando el cuarteto fue a recibir una pequeña lección de historia en el museo. Incluso el módem disfrutó viendo en el museo miniaturas de hogares. ¡Sin duda la educación vale la pena!

Pero las vacaciones en la playa no están ni cerca de terminar. También llevaron al Módem a jugar a un parque cercano (adora arrojarse en un tobogán gigante de metal en la arena de la playa, se los aseguro), dar un paseo por el embarcadero, e incluso comprar algunos recuerdos.

¿La mejor parte de estas vacaciones familiares? El módem no solamente se fue de vacaciones, sino que no se quejó de la comida en el viaje, ni mendigó recuerdos adicionales, ni bostezó en el museo o rogó regresar antes a casa.

Al menos Módem reconoce una buena oportunidad de vacacionar cuando la ve. ¡Buen trabajo, padres!

Lindito Por Andres a