Viola Davis y Chadwick Boseman, en duelo actoral

 

La actriz Viola Davis y Chadwick Boseman arman duelo actoral

Por su trabajo en Ma Rainey’s Black Bottom, Viola Davis y Chadwick Boseman podrían conseguir nominaciones en la próxima entrega del Óscar; hoy se estrena.

Ma Rainey’s Black Bottom no sólo es una de las grandes apuestas de Netflix para la temporada de premios en Hollywood, también supuso el último y espléndido papel de Chadwick Boseman, un punto que su compañera de reparto Viola Davis quiso ensalzar.

«El legado de Chadwick Boseman es el arte puro y transformador», aseguró la ganadora del Óscar a la Mejor Actriz de Reparto por Fences (2016), sobre la estrella de Black Panther (2018), que murió el pasado mes de agosto a los 43 años debido al cáncer de colon.

Davis protagoniza con Ma Rainey’s Black Bottom una adaptación de una obra del emblemático dramaturgo afroamericano August Wilson. Bajo la dirección de George C. Wolfe (Nights in Rodanthe, 2008) y con Denzel Washington entre sus productores, esta película, que desembarcará hoy en streaming, se centra en una explosiva e incandescente sesión de grabación en la década de 1920 de Ma Rainey (Viola Davis), una pionera cantante conocida como «la madre del blues».

«Yo, en mi vida, tiendo a ser más tímida, más vergonzosa, probablemente más ansiosa», dice Davis. «Ella es todo lo que yo no soy. No es alguien que sienta que deba prostituirse para trabajar. Sabe lo que vale. Sabe exactamente por qué vale. No tiene arrepentimientos sobre su sexualidad. Así que cuando asumí el papel, sentí que mis caderas se agitaban más. Hasta sentí que caminaba mejor en tacones como Ma Rainey que como Viola».

Pese al título, el personaje principal y fundamental es el de Levee (Chadwick Boseman), un ambicioso trompetista con una visión más moderna para la música de Rainey y grandes sueños de hacerse un nombre por sí mismo. Boseman lo encarna como una figura dolorosamente trágica, un hombre asediado por los traumas de la esclavitud que intenta trazarse un mejor futuro. En ese sentido, representa las luchas de hace 100 años y también las de hoy.

Por El Horizonte foto agencias